Trabajos de pavimentación en una calle de la localidad de Yauri, Espinar (Cusco), pusieron al descubierto el fósil de un animal prehistórico, que según los especialistas, data de hace tres millones de años.

El vestigio fue encontrado en la intersección de las calles Nueva Alta con Cruzpata, se encontraba soterrado debajo de unas veredas y de inmediato especialistas de la Dirección Desconcentrada de Cultura de Cusco se encargaron de cercar la zona para comenzar con el trabajo de recuperación de las piezas.

Según el arqueólogo Jorge Estrada, del Departamento de Coordinación de Gestión de Monumentos – DDC Cusco, los restos hallados pertenecerían a un toxodonte o mirodonte, mamífero que pobló la zona de Espinar hace tres y cuatro millones de años. «Espinar fue un valle hace millones de años y existió una gran laguna que propició el desarrollo de vasta vegetación y por ende una variedad inusual de animales, por eso hallamos restos fósiles de manera constante», citó el especialista.

Comentarios