Las importaciones peruanas entre enero y agosto sumaron US$33.949 millones, lo que reflejó una caída de -16% en relación con el mismo periodo del 2022, influenciadas principalmente por los menores volúmenes de petróleo y derivados, asociados a la caída de los precios internacionales, reportó el Centro de Investigación de Economía y Negocios Globales de la Asociación de Exportadores CIEN-ADEX.

El sector metalmecánico fue el más demandado, con US$11.101 millones, lo que mostró un retroceso de -5% y una participación del 32,7% del total. Le siguieron el químico (US$6.051 millones), con una caída de -23,5%, y los hidrocarburos (US$ 5.727 millones), con una disminución de -19,7%.

Otros fueron el agro primario (US$4.462 millones), varios (US$2.136 millones), siderometalúrgica (US$1.877 millones), textil (US$798 millones), confecciones (US$564 millones), minería no metálica (US$542 millones), maderas (US$275 millones), pesca para CHD (US$237 millones 600.000) y minería (US$177 millones 600.000).

Cabe destacar que solo la pesca registró un incremento de sus importaciones, con un alza de 18,7% frente al mismo periodo del 2022. Su principal producto fue la cola de langostino congelada, con US$54 millones 800.000 (99,9% procedió de Argentina), mientras que el más dinámico fue la conserva de atún (113,7%).

Según el reporte de importaciones del CIEN-ADEX, los productos más importantes por sector fueron el aceite crudo (US$1.922 millones 400.000) en hidrocarburos, maíz amarillo (US$648 millones 400.000) en agro, celulares (US$638 millones 700.000) en metalmecánica, medicamentos (US$256 millones 800.000) en químicos y chatarra de hierro (US$226 millones 900.000) en siderometalúrgica.

El principal proveedor del país fue China (US$3.035 millones) con el 24,6% del total importado. Los celulares fueron el principal producto a pesar de contraerse en -30,4%. Le siguió EE.UU. (US$ 2.525 millones), Brasil (US$960 millones), Argentina (US$840 millones 200.000), México (US$418 millones 900.000), Chile (US$295 millones 300.000), entre otros.

Caen pedidos para la industria

Por característica de uso, las materias primas y productos intermedios (US$17.181 millones) se contrajeron en -23,4% y agruparon el 50,6% de las importaciones totales, principalmente por los menores pedidos de materias para la industria (-25,2%). Cabe mencionar que, desde octubre del año pasado, las importaciones mensuales de insumos y productos intermedios vienen cayendo.

En ese segmento continuaron los combustibles, lubricantes y productos conexos con -20,5% y representando el 17,1%. EE. UU. fue el abastecedor líder con US$3.917 millones.

Por otro lado, los bienes de capital y materiales de construcción representaron el 27,2% del total y se redujeron -9%. Disminuyeron las importaciones de materiales de construcción (-30,7%), y de los bienes de capital para la agricultura (-18,5%).

Finalmente, los bienes de consumo representaron el 22,1% del total importado y cayeron -4,2%, tanto por las menores importaciones de bienes no duraderos (-5%) como de los duraderos (-3,2%). Sin embargo, destacó el crecimiento de las importaciones de vehículos de transporte particular (6,9%) y productos alimenticios (2,2%).

Comentarios