Tras un trabajo de inteligencia la MPSR – J a través de la Gerencia de Fiscalización y Control con el apoyo de Serenazgo Municipal realizaron un operativo inopinado al interior de una cantina ubicada en el Jr. Víctor humareda a una cuadra de la Av. Ferrocarril, al interior se encontró a parroquianos libando bebidas alcohólicas haciendo caso omiso a las normas de distanciamiento social, a la ordenanza municipal 062 – 2020 y a una anterior intervención por lo que nuevamente se procedió a su clausura.

Lamentablemente la propietaria del local puso férrea resistencia al cierre de su local, sin embargo, se procedió a la incautación de sus bienes, imposición de una multa de 10 UIT’s y a la revocatoria de su licencia de funcionamiento ante el evidente y reiterado desacato
Asimismo, se incautaron cajas de cerveza, mesas, sillas y un juego de sapo que serán llevadas al depósito

Comentarios