Un total de 105 pequeños mineros de Madre de Dios pasaron a las filas de la formalidad tras recibir las resoluciones oficiales que los acreditan como operadores legales y autorizados para el desarrollo de actividades extractivas en esta zona, lo que se constituye un hito para esta región de la selva sur peruana.

Con este nuevo grupo de mineros formalizados suman 117 los operadores en región integrados a la economía formal, que podrán acceder a nuevas oportunidades de crecimiento empresarial y productivo.

El titular de la Dirección General de Formalización Minera (DGFM) del Ministerio de Energía y Minas (Minem), Lenin Valencia, destacó que este avance se logró gracias al trabajo articulado entre el Ejecutivo y el Gobierno Regional de Madre de Dios para impulsar una minería sostenible.

“La formalización de estos 105 mineros marca un antes y un después en el proceso emprendido en Madre de Dios y demuestra que cuando hay voluntad política sí se puede avanzar hacia el desarrollo. Es un hito importante en la historia de la región, teniendo en cuenta que hasta el año pasado no tuvo un solo minero formalizado”, indicó.

Beneficios
Con su paso a la legalidad, este centenar de mineros que opera en los distritos de Laberinto e Inambari (provincia de Tambopata), así como en Huepetuhe y Madre de Dios (provincia de Manu), podrán generar mejores ingresos para sus familias sin el temor de ser perseguidos por las autoridades, dijo.

La formalización de este grupo de mineros se logra a cinco meses del operativo Mercurio 2019, que permitió asestar un duro golpe a la minería ilegal apostada en la zona de ‘La Pampa’ y reinstaurar el principio de autoridad en Madre de Dios, con el objetivo de avanzar en las medidas que permitan asegurar las condiciones para el desarrollo de la región.

La ceremonia de entrega de las resoluciones de formalización contó con la presencia del gobernador regional de Madre de Dios, Luis Hidalgo Okimura; representantes de la Autoridad Nacional del Agua (ANA) y autoridades locales.

Comentarios