Una brigada de geólogos del Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico (Ingemmet) recolecta muestras del material expulsado por el volcán Ubinas durante las últimas tres explosiones.

El Observatorio Vulcanológico del Ingemmet (OVI) informó que recogen cenizas y fragmentos de roca incandescente, los que serán analizados para detectar posibles cambios que representen algún peligro para la población.

Una parte de las muestras será enviada al Servicio Geológico de los Estados Unidos (USGS) para establecer si estos materiales contienen valores elevados de flúor, arsénico, cadmio, plomo, mercurio u otros componentes, que podrían ser perjudiciales para la salud de la población. El OVI informó que anteriormente también se enviaron muestras de las actividades eruptivas del 19, 20 y 22 de julio, a fin de ver la lixiviación del material adherido. Aún no han recibido la respuesta.

Mientras tanto, el macizo ayer continuó con la emisión de cenizas y vapor. Según el IGP, el volcán registra 300 sismos por día. Las autoridades de la plataforma regional de Defensa Civil se reunirán hoy para evaluar la emergencia.

Comentarios